¡Únete a Community of Insurance!

Revolucionando la cátedra: encuentro PES en Atocha

Fecha

Juan Carlos Lluch

Escribe: Carlos lluch

Alfons Cornella nos cuenta en un interesante artículo “… en su imprescindible Karaoke Capitalism, Ridderstrale y Nordstrom ya avisaban de que una simple visita a los círculos de compra en Amazon mostraba que las personas en las empresas importantes de un determinado sector acaban comprando todos los mismos libros, a pesar de que todas esas organizaciones se llenan la boca de un discurso sobre la necesidad de perspectiva. En otras palabras, todos miran en la misma dirección, porque beben en las mismas fuentes de inspiración.

Quien suscribe tiene el privilegio de contar, en un grupo denominado Profesionales Españoles del Seguro (en adelante “PES”), con más de 2100 profesionales con quienes compartir a diario inquietudes, consultas, debates, ideas y experiencias aun cuando viva aislado físicamente en una isla a más de 500 kilómetros del paradigma patrio del conocimiento asegurador: Madrid. Eso es algo que era impensable hace tan solo diez años y que puede generar un vuelco cultural en el ámbito profesional. Hoy no solo tengo contertulios en esa red, sino también amigos en quienes confío; tanto como para compartir negocio con algunos, por supuesto.

Si algo he aprendido de mi participación en los Grupos de LinkedIn es que es posible hallar en abierto, de un modo libre, socializador y generoso contenidos de extrema calidad procedentes tanto de personas muy reconocidas por su labor como por otras que están a cierta distancia de ser tenidas por representativas en el sector o por gurús. No lo son simplemente porque no se las conoce pero tienen sobradas capacidades como para hacer que la pirámide se invierta en ciertos ámbitos. ¿Cuestión de oportunidad? ¡Al tiempo!

Cuando un pequeño número de amigos nos propusimos llevar los debates al plano real organizando el I Encuentro PES tuvimos claro que sería un éxito relativo. Relativo porque aun contando con 2.100 miembros (eran 1.700 por entonces) sucede como en todas las redes: muchos están pero no participan activamente: realmente solo algo más de un centenar merece ser considerado activo y habitual en los debates; espero que los restantes al menos sean buenos oyentes. Como podéis imaginar uno llega a conocer bastante bien la capacidad, el talante y talento de quienes pueblan la red porque sus aportaciones dibujan a la perfección sus rasgos cualitativos. Nace algo muy a destacar que es la reputación online, algo que no debiera dejar en el tintero ningún profesional del seguro que pretenda sobrevivir al calado de internet en todas las áreas de la vida y de las relaciones personales entre las que quiero incluir la compra de servicios profesionales.

Por tanto nos aventuramos a preparar un evento en el plano físico dado que sabíamos de qué pasta están hechos nuestros PES. O más concretamente un número relativo de ellos.

El pasado 21 de mayo celebramos en Madrid, en el Hotel TRYP ATOCHA el I Encuentro PES. Cuando el medio centenar de asistentes entraban en la Sala (que había sido el lugar donde antaño se reunían a debatir los sindicalistas ferroviarios) notaban algo inusual en el formato en que estaban distribuidas las mesas y sillas. Al estilo de la Cámara de los Lores británica habíamos dispuesto a los miembros a ambos lados de la sala, en cuatro filas dos a dos, mirándose cara a cara, sabiéndose protagonistas. Al fondo, una pantalla donde se proyectarían las breves ponencias y también los twits que irían marcando los hitos de los debates y también las aportaciones de quienes no pudieron acompañarnos. Twitter nos acercó a más de 2.000 personas que siguieron el evento.

Cerrando, una mesa sencilla para que el ponente y tutor junto con el moderador dieran el toque de batuta al concierto pero a sabiendas de que están al servicio de todos, como uno más.

Un secretario técnico tomando notas de los debates para elaborar conclusiones que hacer llegar a todos, generosamente, y un secretario de panel llevando al terreno gráfico de la pizarra los puntos clave de las aportaciones para mejor organizar el campo de las ideas.

Esa fue la estructura.

El contenido será objeto de difusión tras ser elaborado y completado por los organizadores y los miembros del Grupo PES. Por tanto no es momento de abordarlo.

El contenido podría haber sido el que fue u otro. Lo que realmente fue emocionante, al ser vivido, fue invertir el formato tradicional. Huimos de un formato tracional que nos describe Alfons Cornella, compuesto por expertos distintos cargados con la misma caja lógica y que nos impulsan a constituirnos en herederos de ese modo de ver la vida que trasladamos a nuestra gente. Todos beben de la misma fuente y al oír una y otra vez lo mismo de distintos expertos llegamos a la conclusión de que eso es lo que hay. De ese modo los errores, los formatos, las ideas, los conceptos, las soluciones y las estrategias se repiten una y otra vez hasta el hastío. Uno tiene esa extraña sensación que me comentaba hoy un amigo saliente de un evento sobre Solvencia II “visto uno, vistos todos…” (Igual debiéramos hablar de “Somnolencia II”)

El Encuentro se ha basado en lo contrario: el protagonista ha sido el asistente quien ha tenido voz a lo largo de todos los debates lo que ha permitido conocer puntos de vista o matices que no se escuchan en los eventos tradicionales. Dar voz a los sin voz (como define otro amigo, Carlos Biurrun) es sin duda un reto que ha sido posible gracias al formato utilizado. Otro elemento sumamente interesante ha sido la composición transversal de los asistentes: agentes, aseguradores, peritos, corredores, agencias de suscripción, reaseguros, sindicatos, consultores, periodistas especializados… han tenido voz en un evento sin sesgo, sin patrocinadores a los que rendir cuentas o que centraran los temas a su conveniencia. Estamos ante conclusiones que surgen de un colectivo plural, sin corporativismo, sin personalismos y con un único interés en el foco de la atención profesional y humana de cada miembro participante: un profundo amor por el significado social del seguro, algo por lo que vale la pena pararse (de vez en cuando) a pensar y algo por lo que todos deberíamos tener claro que merece compromiso, esfuerzo y unidad.

Hasta ahora ha sido costumbre que la Cátedra fuera plaza en propiedad del catedrático a quien poco o nada se le podía discutir pues se suponía que atesoraba el conocimiento frente al ignorante alumno. El Encuentro PES ha supuesto un irreverente ejercicio de Cátedra compartida donde todos hemos dado lo mejor de nosotros y acopiado lo mejor de los demás.

Descubrir el valor de la suma de inteligencias orientadas hacia soluciones prácticas no es perder el tiempo. Hacer que esa suma genere contenidos de valor útiles a la Sociedad es un reto tan fácil como necesario y no hay otro camino que hacer todo lo necesario para que las cosas ocurran.

 

Facebook
Twitter
LinkedIn
Email
Print
WhatsApp

¡Únete a Community of Insurance!

Los datos personales facilitados y cualesquiera otros generados durante el desarrollo de la relación contractual o comercial que mantengamos, serán tratados por COMMUNITY OF INSURANCE, S.L. La finalidad del tratamiento es gestionar y generar tu perfil profesional en nuestras aplicaciones y redes, gestionar los distintos servicios que proporciona el sitio web, y promover u organizar las actividades o eventos que desarrollemos, con el objetivo final de favorecer a la interrelación entre profesionales. Dicho tratamiento se basa en su consentimiento, en la relación contractual o comercial existente entre las partes, y en nuestro interés legítimo. Se podrán ceder datos a terceros para la prestación de servicios auxiliares, el cumplimiento del contrato, o por estricta obligación legal. Se podrán realizar transferencias internacionales de datos, a países con el mismo nivel de garantía.. Puede, cuando proceda, acceder, rectificar, suprimir, oponerse, así como ejercer otros derechos, tal y como se detalla en la información adicional y completa que puede ver en nuestra política de privacidad.

Artículos
relacionados